SALA CONSTITUCIONAL

Magistrado Ponente: Marcos Tulio Dugarte Padrn

Mediante Oficio No. 2389-06 del 29 de junio de 2006, la Sala Sptima de la Corte de Apelaciones del Circuito Judicial Penal del rea Metropolitana de Caracas, remiti a esta Sala Constitucional del Tribunal Supremo de Justicia, el expediente contentivo de la accin de amparo constitucional interpuesta por los ciudadanos Ana Karina Guzmn y Ramses Ojeda Figueredo, inscritos en el Instituto de Previsin Social del Abogado bajo los nmeros N 80.302 y 58.281, respectivamente, en nombre y representacin del ciudadano FRANCISCO JOS MOIZANT BRACHO, titular de la cdula de identidad No. 7.871.254, contra la decisin dictada el 7 de junio de 2006, por el Juzgado Trigsimo Sexto de Control del Circuito Judicial Penal del rea Metropolitana de Caracas, en la audiencia de presentacin del aprehendido por el delito de estafa agravada, previsto y sancionado en el aparte in fine del artculo 462 del Cdigo Penal, en la cual acord medida privativa de libertad contra el hoy accionante, de conformidad con los numerales 1, 2 y 3 del artculo 250 del Cdigo Orgnico Procesal Penal y orden la continuacin del proceso bajo el procedimiento ordinario, ello en virtud de estar en el supuesto establecido en el ltimo aparte del artculo 373 eiusdem.

Dicha remisin obedece al recurso de apelacin interpuesto el 28 de junio de 2006, por el accionante, contra la decisin dictada por la Sala Sptima de la Corte de Apelaciones del Circuito Judicial Penal del rea Metropolitana de Caracas, el da 22 de ese mismo mes y ao, mediante la cual declar la inadmisibilidad de la presente accin de amparo.

El 6 de julio de 2006, se dio cuenta en Sala del presente expediente y se design ponente al Magistrado Marcos Tulio Dugarte Padrn, quien, con tal carcter, suscribe el presente fallo

Realizado el estudio correspondiente, se pasa a dictar sentencia, previas las siguientes consideraciones:

I

ANTECEDENTES

El 20 de abril de 2006, el ciudadano Alejo Antonio Grisolia Snchez, denunci ante la Divisin Contra la Delincuencia Organizada del Cuerpo de Investigaciones Cientficas Penales y Criminalsticas, al ciudadano Francisco Jos Moizant Bracho, por la presunta comisin de uno de los delitos contra la propiedad; siendo ordenado el inici de la correspondiente averiguacin por la Fiscala Sexagsima Sptima del Ministerio Pblico de la Circunscripcin Judicial del rea Metropolitana de Caracas.

El 5 de junio de 2006, el funcionario Ignacio Zato, adscrito a la Divisin Contra la Delincuencia Organizada del Cuerpo de Investigaciones Cientficas Penales y Criminalsticas, dej constancia de la siguiente diligencia policial:

() En esta misma fecha, se present una persona previa citacin, quien qued identificado como Francisco Moizant Bracho, () quien se encuentra involucrado en las Actas procesales () que se instruyen ante esta Oficina, por la comisin de uno de los delitos Contra la Propiedad, y previo el conocimiento de los jefes del Despacho, el mismo ser presentado a la Fiscala de Flagrancia del Ministerio Pblico ().

El 7 de junio de 2006, fue presentado ante el Tribunal Trigsimo Sexto de Control del Circuito Judicial Penal del rea Metropolitana de Caracas, el ciudadano Francisco Jos Moizant Bracho. En la oportunidad de la audiencia respectiva, el referido tribunal entre otras cosas declar: () SIN LUGAR la solicitud de incompetencia de es(e) tribunal para conocer de la causa; ()la nulidad absoluta del acta de aprehensin () (y) la Medida de Privacin Judicial de Libertad del ciudadano Francisco Jos Moizant Bracho ().

El 13 de junio de 2006, el ciudadano Jos Moizant Bracho, por intermedio de sus abogados defensores, apel de la decisin supra indicada, de conformidad con lo establecido en el artculo 448 del Cdigo Orgnico Procesal Penal.

En esa misma fecha, el precitado ciudadano intent ante la Corte de Apelaciones del Circuito Judicial Penal del rea Metropolitana de Caracas, accin de amparo constitucional, contra la referida decisin, por considerarla violatoria de sus derechos constitucionales.

El 15 de Junio de 2006, la Sala Sptima de la Corte de Apelaciones del Circuito Judicial Penal del rea Metropolitana de Caracas, a quien le correspondi conocer de la accin de amparo, dict decisin mediante la cual admiti la precitada accin.

El 22 de Junio de 2006, se verific ante la referida Sala Sptima de la Corte de Apelaciones del Circuito Judicial Penal del rea Metropolitana de Caracas, la audiencia constitucional, en la cual se declar la inadmisibilidad de la accin de amparo de conformidad con lo dispuesto en el numeral 5 del artculo 6 de la Ley Orgnica de Amparo sobre Derechos y Garantas Constitucionales; publicando en esa misma oportunidad el fallo en extenso.

El 28 de junio de 2006, el hoy accionante, por intermedio de sus defensores, ejerci recurso de apelacin contra la decisin de la Corte de Apelaciones, y sta, luego de realizado el cmputo legal de los das hbiles luego de dictado el fallo y dejar constancia de la tempestividad de la interposicin del referido recurso, remiti las actuaciones a esta Sala Constitucional del Tribunal Supremo de Justicia.

II

FUNDAMENTOS DE LA ACCIN

Seal el accionante, que la decisin dictada el 7 de junio de 2006, por el Tribunal Trigsimo Sexto de Control del Circuito Judicial Penal del rea Metropolitana de Caracas, vulner sus derechos constitucionales a la libertad y al debido proceso, contenidos en la Constitucin de la Repblica Bolivariana de Venezuela, en tal sentido, aleg:

Que acudi voluntariamente y en calidad de testigo al Cuerpo de Investigaciones Cientfica, Penales y Criminalsticas, y al llegar a la divisin contra la delincuencia organizada, fue aprehendido por el funcionario Ignacio Zato, sin orden judicial de aprehensin y sin existir delito flagrante.

Que ante esta aprehensin, a su decir arbitraria, interpuso accin de amparo bajo la modalidad de habeas corpus, correspondindole conocer al Tribunal Cuadragsimo Noveno de Control del Circuito Judicial Penal del rea Metropolitana de Caracas, el cual inform la recepcin de la referida accin de rango constitucional, al Tribunal Trigsimo Sexto del Control de ese mismo Circuito Judicial Penal.

Que el referido Juzgado Trigsimo Sexto de Control, desconoci en su criterio, lo contenido en el artculo 27 constitucional, que otorga la competencia al citado Tribunal Cuadragsimo Noveno de Control, y fij una audiencia para or al imputado.

Que en esa audiencia el Tribunal Trigsimo Sexto de Control, decret la detencin judicial del hoy accionante y la nulidad absoluta del acta de aprehensin, con lo cual, se convalid a su decir, el delito de privacin ilegtima de libertad, cometido por el funcionario Ignacio Zato.

Que la audiencia para or al imputado, slo se realiza cuando existe una aprehensin en flagrancia o cuando se ejecuta una orden judicial, y que al decretar la nulidad del acta de aprehensin, el tribunal de control, en su criterio, no debi continuar con la referida audiencia.

Que el juez a cargo del tribunal de control verific, a decir del accionante, la existencia de una privacin ilegtima de libertad, a decretar la nulidad del acta de aprehensin, sin embargo no realiz acciones para la apertura de una averiguacin penal por tales hechos.

Que la Juez Cuadragsima Novena de Control del Circuito Judicial Penal del rea Metropolitana de Caracas, conoci del habeas corpus, el 5 de junio de 2006 y el juez denunciado como agraviante, conoci de la causa el 6 de ese mismo mes y ao, por tanto -en su criterio- no tena competencia para decidir la misma.

En tal sentido, solicit el reestablecimiento de la situacin jurdica infringida mediante la declaratoria de nulidad de la medida privativa judicial de libertad, decretada el 7 de junio de 2006 por el Tribunal Trigsimo Sexto de Control del Circuito Judicial Penal del rea Metropolitana de Caracas.

III

DEL FALLO APELADO

El fallo objeto de la presente apelacin declar inadmisible la accin de amparo constitucional incoada por los abogados Ana Karina Guzmn y Ramses Ojeda Figueredo, en representacin del ciudadano Francisco Jos Moizant Bracho, sobre la base de las siguientes consideraciones:

() (L)a accin de amparo constitucional, debe tenerse como un recurso especial, en virtud de su naturaleza, pues es sta una accin extraordinaria, en tal sentido, ella slo procede, cuando no existe un medio breve, sumario y eficaz, acorde con la proteccin constitucional pretendida, es decir, que pueda restituir el hecho supuestamente lesivo, por otras vas ordinarias, las cuales deben ser previamente agotadas ().

omissis

Al efecto, es necesario indicar, que del caso en estudio, se evidencia de la causa penal antes descrita, que los accionantes efectivamente ejercieron, el recurso ordinario de la apelacin que le asiste al ciudadano FRANCISCO MOIZANT, tal y como se desprende de los folios 128 al 136 del presente expediente penal, llevado por ante el presunto juez agraviante, lo que obviamente determina, que la causa penal se encuentra incursa en el supuesto legal contenido en el artculo 6 ordinal 5 de la Ley Orgnica de Amparo sobre Derechos y Garantas Constitucionales ().

Ahora bien, observa esta Sala actuando en sede Constitucional, que la Jurisprudencia ha entendido, en el sentido de tratar de rescatar el principio elemental del carcter extraordinario del amparo, que no slo es inadmisible el amparo constitucional cuando se ha acudido primero a la va ordinaria, sino que tambin en los casos en que tenindose abierta la posibilidad de acudir a dicha va no sea sta la utilizada, sino que se emplea el remedio extraordinario del amparo, evidenciando este Tribunal tal situacin a travs de las argumentaciones alegadas por las partes en la Audiencia Constitucional realizada en fecha 05-11-03.

IV

DE LA COMPETENCIA

Debe previamente esta Sala determinar su competencia para conocer del presente caso y, a tal efecto, observa:

Conforme a la Disposicin Derogatoria, Transitoria y Final, literal b) de la Ley Orgnica del Tribunal Supremo de Justicia y a la sentencia del 20 de enero de 2000 (Caso: Emery Mata Milln), esta Sala es competente para conocer de las apelaciones de los fallos de los Tribunales Superiores que actuasen como primera instancia en los procesos de amparo ya que, segn la norma invocada, hasta tanto se dicten las leyes de la jurisdiccin constitucional, la tramitacin de tales medios procesales, como el de apelacin, se rige por las normativas especiales, como la Ley Orgnica de Amparo sobre Derechos y Garantas Constitucionales, en cuanto sean aplicables, as como por las interpretaciones vinculantes de esta Sala.

De acuerdo con estas ltimas interpretaciones y con lo pautado en la Ley Orgnica de Amparo sobre Derechos y Garantas Constitucionales (artculo 35), es esta Sala, como tribunal superior de la primera instancia, cuando sta corresponda a los Juzgados Superiores (con excepcin de los Contencioso Administrativo), Cortes de Apelaciones y Cortes de lo Contencioso Administrativo, el tribunal competente para conocer las apelaciones de sus fallos.

En el presente caso, se somete al conocimiento de la Sala, la apelacin de un fallo de la Sala Sptima de la Corte de Apelaciones del Circuito Judicial Penal del rea Metropolitana de Caracas, que conoci en primera instancia de una accin de amparo constitucional interpuesta contra la decisin dictada por un juzgado de primera instancia de esa misma circunscripcin judicial, motivo por el cual, esta Sala, congruente con lo reseado supra, se declara competente para resolver la presente apelacin, y as se decide.

V

MOTIVACIONES PARA DECIDIR

Determinada la competencia, pasa la Sala a pronunciarse sobre la apelacin ejercida por los abogados Ana Karina Guzmn y Ramses Ojeda Figueredo, en representacin del ciudadano Francisco Jos Moizant Bracho, y, al respecto observa:

Evidencia la Sala que el acto presuntamente lesivo est constituido por la decisin dictada el 7 de junio de 2006, por el Juzgado Trigsimo Sexto de Control del Circuito Judicial Penal del rea Metropolitana de Caracas, en la audiencia de presentacin del aprehendido por el delito de estafa agravada, previsto y sancionado en el aparte in fine del artculo 462 del Cdigo Penal, en la cual acord medida privativa de libertad, de conformidad con los numerales 1, 2 y 3 del artculo 250 del Cdigo Orgnico Procesal Penal.

La Sala Sptima de la Corte de Apelaciones del Circuito Judicial Penal del rea Metropolitana de Caracas, fundament su decisin en una de las causales de inadmisibilidad, es decir, la prevista en el numeral 5 del artculo 6 de Ley Orgnica de Amparo sobre Derechos y Garantas Constitucionales,

En este sentido, se aprecia de las actas del expediente (folio 129) que la parte accionante, el 13 de junio de 2006, ejerci recurso ordinario de apelacin, de conformidad con lo dispuesto en el artculo 448 del Cdigo Orgnico Procesal Penal, en contra de la decisin accionada.

Ahora bien, la Sala observa que el numeral 5 del artculo 6 de la Ley Orgnica de Amparo sobre Derechos y Garantas Constitucionales establece:

No se admitir la accin de amparo:

()

5. Cuando el agraviado haya optado por recurrir a las vas judiciales ordinarias o hecho uso de los medios judiciales preexistentes (..).

En efecto, la Sala evidencia que en el presente caso, el mismo da de la interposicin del amparo, la parte accionante, opt por ejercer el recurso ordinario de apelacin contra la sentencia que aleg como violatoria a sus derechos constitucionales, de all que la Sala considere que la presente accin de amparo constitucional, resulta a todas luces inadmisible.

En razn de lo expuesto, esta Sala Constitucional declara sin lugar el recurso de apelacin, y confirma la decisin dictada por la Sala Sptima de la Corte de Apelaciones del Circuito Judicial Penal del rea Metropolitana de Caracas, el 22 de junio de ese mismo ao, que declar la inadmisibilidad de la presente accin de amparo. As se decide.

Finalmente, no puede dejar de advertir la Sala, lo contenido en la decisin del 7 de junio de 2006, dictada por el Tribunal Trigsimo Sexto de Control del Circuito Judicial Penal del rea Metropolitana de Caracas, con relacin a lo siguiente:

() Ahora bien, solita (sic) de igual manera la defensora que este rgano Jurisdiccional acuerde la nulidad de (sic) acta de aprehensin elaborada por el Inspector Jefe Ignacio Sato (sic) () sin esbozar la fundamentacin jurdica sobre la cual la soporta pero que en el entendido de este Juzgado debe ser de conformidad con lo artculo (sic) 190 y 191 ambos del Cdigo Orgnico Procesal Penal, () en tal sentido se observa que el ciudadano FRANCISCO JOSE MOIZANT BRACHO () concurri ante la Divisin contra la Delincuencia Organizada del Cuerpo de Investigaciones Cientfica, Penales y Criminalsticas, en donde funcionarios adscritos a ese rgano de investigaciones penales procedieron de manera ilegtima a privarlo de su libertad por cuanto para la fecha no exista orden judicial en su contra, ni haba sido aprehendido flagrantemente en la comisin de hecho punible alguno, es decir en franca violacin de los extremos contenidos en el artculo 44 de la vigente Constitucin de la Repblica Bolivariana de Venezuela, en tal sentido y vista la actuacin irrita por parte de los funcionarios () quien aqu decide la nulidad Absoluta del acta de aprehensin ().

Observa la Sala, como el juzgador de control advierte la actuacin no ajustada al ordenamiento jurdico de parte de los funcionarios policiales, pero no consta que el mismo, haya instado al Ministerio Pblico, al momento de la realizacin de la audiencia para or al imputado, a fin de la persecucin del ilcito penal del cual se percat.

En este sentido, el numeral 2 del artculo 287 del Cdigo Orgnico Procesal Penal, establece la obligatoriedad que tienen los funcionarios pblicos de denunciar el hecho punible de accin pblica, que advirtieren en el desempeo de su empleo. Asimismo, la conducta desplegada por el funcionario policial que aprehendi al hoy accionante, pudiera encuadrar dentro de los extremos establecidos en el artculo 174 del Cdigo Penal, que establece cualquiera que ilegtimamente haya privado a alguno de su libertad personal ().

En tal sentido, esta Sala recuerda al Juez del Tribunal Trigsimo Sexto de Control del Circuito Judicial Penal del rea Metropolitana de Caracas, el deber de hacer del conocimiento del Ministerio Pblico, los hechos de los cuales tenga conocimiento y que puedan constituir delitos de accin pblica ya que la omisin del deber indicado, pudiera se considerado como un error incluso inexcusable.

Este llamado, no debe ser interpretado como una obstruccin a la funcin de los rganos auxiliares y de investigacin en el proceso penal, slo busca mantener el espritu del codificador, en materia de aprehensin, contenido en el principio establecido en el artculo 9 del Cdigo Orgnico Procesal Penal, que dice: (l)as disposiciones de este Cdigo que autorizan preventivamente la privacin o restriccin de la libertad () tienen carcter excepcional ().

La Sala, en cumplimiento de su funcin pedaggica, acota que el cdigo adjetivo penal, contiene diversos mecanismos para garantizar el ejercicio de la accin penal y la persecucin de los delitos; estos mecanismos estn a disposicin del Ministerio Pblico, nico titular de esta accin penal; por ello, ante la necesidad de parte un funcionario policial de practicar la aprehensin de un presunto responsable de la comisin de un hecho punible, contra el cual obran medios probatorios suficientes, existe peligro de fuga o de obstaculizacin de la justicia, ste deber notificar inmediatamente al Fiscal del Ministerio Pblico, quien podr solicitar la orden judicial de aprehensin al juez de control, el cual excepcionalmente la podr autorizar por cualquier medio idneo, tal como lo establece el ltimo aparte del artculo 250 del Cdigo Orgnico Procesal Penal.

DECISIN

Por las razones expuestas, esta Sala Constitucional del Tribunal Supremo de Justicia, administrando justicia en nombre de la Repblica por autoridad de la Ley, declara:

1. SIN LUGAR la apelacin interpuesta por los abogados Ana Karina Guzmn y Ramses Ojeda Figueredo, en nombre y representacin del ciudadano FRANCISCO JOS MOIZANT BRACHO, contra la decisin dictada el 28 de junio de 2006, por la Sala Sptima de la Corte de Apelaciones del Circuito Judicial Penal del rea Metropolitana de Caracas.

2. CONFIRMA la referida sentencia que declar la inadmisibilidad de la accin de amparo propuesta contra la decisin dictada el 7 de junio de 2006, por el Juzgado Trigsimo Sexto de Control del Circuito Judicial Penal del rea Metropolitana de Caracas.

Publquese, regstrese, remtase el expediente a la Sala N 7 de la Corte de Apelaciones del Circuito Judicial Penal del rea Metropolitana de Caracas y envese copia certificada de la presente decisin al Ministerio Pblico.

Dada, firmada y sellada, en el Saln de Audiencias del Tribunal Supremo de Justicia, en Sala Constitucional, en Caracas, a los 04 das del mes de octubre de dos mil seis. Aos: 195 de la Independencia y 147 de la Federacin.

La Presidenta,

LUISA ESTELLA MORALES LAMUO

El Vicepresidente,

JESS EDUARDO CABRERA ROMERO

PEDRO RAFAEL RONDN HAAZ

Magistrado

FRANCISCO ANTONIO CARRASQUERO LPEZ

Magistrado

MARCOS TULIO DUGARTE PADRN

Magistrado-Ponente

CARMEN ZULETA DE MERCHN

Magistrada

ARCADIO DELGADO ROSALES Magistrado

El Secretario,

JOS LEONARDO REQUENA CABELLO

 

 

06-1017

MTDP/