jueves, 04 de febrero de 2010
Se tomó en consideración el artículo 5 numeral 24 de la Ley Orgánica del TSJ
Sala Político Administrativa acepta competencia para decidir en demanda interpuesta contra Pdvsa por daños y perjuicios
Ver Sentencia

Se ordenó remitir el expediente al Juzgado de Sustanciación, a los fines de su pronunciamiento sobre la admisión de la demanda

           La Sala Político Administrativa del Tribunal Supremo de Justicia, en ponencia de su presidenta, la magistrada Evelyn Marrero Ortíz, aceptó la competencia que le ha sido declinada por el Juzgado Segundo de Primera Instancia en lo Civil, Mercantil y Tránsito de la Circunscripción Judicial del estad Barinas para conocer y decidir la demanda incoada por el  apoderado judicial de los ciudadanos Edelmar Andreína Márquez Quintero y Andrés Eloy Márquez Díaz, contra el ciudadano Omar Alonso Albornoz Quintero y la Sociedad Mercantil Petróleos de Venezuela, C.A. por indemnización de daños y perjuicios materiales y morales.

 

LOS HECHOS QUE MOTIVARON LA DEMANDA

            El 6 de noviembre de 2009, el apoderado judicial de los ciudadanos antes citados interpuso la demanda por los motivos ya señalados, explicando que "el 15 de noviembre de 2007, aproximadamente a las 6:20 p.m., en la carretera Anaro-Maporal, sector Hato Las Mercedes, Municipio Pedraza del estado Barinas, ocurrió un volcamiento  en dicha vía con lesionado grave, que por tal incidente murió pocos instantes después", y que el ciudadano fallecido respondía al nombre de Luis Asdrúbal Márquez González, quien era padre de sus mandantes.

 

            También denuncia que en el accidente se vio involucrado un vehículo propiedad de la sociedad mercantil Petróleos de Venezuela, C.A., "bajo la responsabilidad y en labores propias de la empresa, del empleado de Pdvsa, ciudadano Omar Alonso Albornoz Quintero", quien -según aduce-  "violó la ley especial e incluso las normativas de seguridad internas de la organización. En tal sentido, manifestó haber agotado infructuosamente todas las gestiones ante la empresa demandada, con el fin de obtener el pago de los daños y perjuicios ocasionados.

 

SOBRE LA COMPETENCIA

            Luego de revisar los antecedentes del caso, la Sala examinó el contenido del artículo 5 numeral 24 de la Ley Orgánica del Tribunal Supremo de Justicia de la República Bolivariana de Venezuela, el cual prevé, entre otros aspectos, que "es de la  competencia del Tribunal Supremo de Justicia, como más alto Tribunal de la República, conocer de las demandas que se propongan contra la República, los Estados, los Municipios, o algún Instituto Autónomo, ente público o empresa, en la cual la República ejerza un control decisivo y permanente, en cuanto a su dirección o administración se refiere, si su cuantía excede de setenta mil una unidades tributarias (70.001 U.T)".

 

            En este sentido, la Sala consideró que tratándose de una demanda incoada contra la sociedad mercantil Petróleos de Venezuela, C:A., y tomando en cuenta el monto en que la misma fue estimada, la Sala, en aplicación del criterio jurisprudencial expuesto, y en resguardo de los intereses patrimoniales de la República que pudieran verse afectados, debe aceptar la competencia que le ha sido declinada por el Juzgado Segundo de Primera Instancia en lo Civil, Mercantil y del Tránsito de la Circunscripción Judicial del estado Barinas, para conocer la demanda de autos, proceso que deberá tramitarse por el procedimiento ordinario establecido en el Código de Procedimiento Civil.

 

            Dicho esto, se ordenó finalmente remitir el expediente al Juzgado de Sustanciación, a los fines de su pronunciamiento sobre la admisión de la demanda con prescindencia de la determinación sobre la competencia, ya aceptada en esta decisión.

 

Autor:
  PRENSA/TSJ

Fecha de Publicación:
  04/02/2010

Pagina Web:
  

Correo Electrónico
  

Ir al tope

Recomendar esta página a un amigo(a)